¿Qué significa desgravar?

27/12/2011



Se acaba el año natural y con el también el año fiscal. A mediados del nuevo año debemos pensar en hacer la declaración de la renta del año anterior, es decir, en el año 2012 tenemos que hacer la declaración de la renta correspondiente al año 2011. Y es aquí donde adquieren una gran importancia términos como desgravar.

Y es que aún estamos a tiempo de acometer acciones para poder desgravar una cantidad de dinero en la próxima declaración de la renta. Posiblemente, es un término que te resulta familiar por la cantidad de veces que lo has escuchado, pero no por eso tiene porqué ser ni mucho menos conocido. Te explicamos qué es y porqué el Estado permite desgravar.

Nosotros, en nuestra condición de ciudadanos de un país, tenemos que aportar nuestro granito de arena a las arcas públicas en forma de impuestos. Normalmente son los estados los encargados de construir todas las infraestructuras, garantizar una serie de servicios públicos, como sanidad, educación o seguridad ciudadana, así como impedir que existan desigualdades sociales muy grandes, y una parte de la financiación de todo esto se realiza a través de los impuestos.

Cuando hablamos de que un impuesto grava, quiere decir que el ciudadano tiene que pagar una cantidad de dinero determinada por recibir unos ingresos determinados, de forma proporcional; por ejemplo, el IVA grava el consumo de bienes y servicios, el IRPF grava las rentas del trabajo, el impuesto de sociedades grava los beneficios de una empresa, etc. Pues bien, desgravar no es otra cosa que la rebaja en el pago de un impuesto si se cumplen unas determinadas condiciones establecidas en la ley, mediante la devolución de una parte de lo aportado de ese impuesto en la declaración de la renta.

Por ejemplo, una persona que esté trabajando por cuenta ajena, pagará el IRPF correspondiente, ya que está recibiendo un ingreso por parte de su empresa; pero podrá desgravar si ha comprado una vivienda habitual, y sigue pagando la hipoteca; o bien, si tiene contratado un plan de pensiones. En anteriores posts de este mismo blog ya habíamos hablado de las maneras que teníamos los trabajadores por cuenta ajena para desgravar por IRPF.

Pero no podremos desgravar cualquier impuesto. Cualquier ciudadano, en su condición de consumidor, no podrá desgravarse el IVA que haya pagado, porque esto no es un ingreso para el consumidor, si no para la empresa que ofrece ese producto en particular, y aunque el IVA repercuta finalmente en el consumidor, es la empresa en cuestión la que se lo paga a las arcas públicas, por lo que son las empresas las que pueden desgravar ese IVA que hayan pagado de sus facturas al Estado. Lo mismo ocurre con los impuestos especiales que gravan el alcohol, el tabaco o los hidrocarburos como la gasolina.

El motivo por el cual el Estado ofrece a los contribuyentes la opción de desgravar es diverso. Por un lado, permite a personas que realizan esfuerzos económicos notables la posibilidad de que se les devuelva una parte de ese dinero aportado al estado en la declaración de la renta, como por ejemplo en el pago de una hipoteca. Por otro lado, incentiva la contratación de algunos productos financieros que por sus características no son tan atractivos como otros que ofrecen las entidades; en este caso, el estado desgrava a los contribuyentes que tengan contratados planes de pensiones, y no a aquellos que estén operando en bolsa, por poner un ejemplo.

Pero como decimos, no sólo los particulares pueden desgravar. De hecho, son las empresas las que más opciones tienen para poder desgravar, por ejemplo, impuestos como el IVA. De hecho, muchas de las últimas propuestas electorales de ambos partidos iban encaminadas a reducir ciertos impuestos a las empresas y los autónomos mediante la desgravación. Esto ayudaría a que las empresas tuvieran mayor dinero para poder invertir, lo que reactivaría de alguna manera la economía de nuestro país. Los autónomos pueden desgravar muchos gastos de compras realizadas, siempre y cuando sean necesarios para el trabajo que se esté realizando.

Por tanto, podemos ver la desgravación, también llamada deducción, como un ingreso o como parte de un ahorro. En muchas ocasiones tendemos a pasar por alto este tipo de ayudas en la declaración de la renta. Informarse bien qué conceptos desgravan tendrá su premio.

Imagen | anieto2k

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 
Economía Mundial © 2012 | Designed by Bubble Shooter, in collaboration with Reseller Hosting , Forum Jual Beli and Business Solutions